Nombre del Proyecto

Reverencia

  • Ficha técnica

    Reverencia. Serie Penachos. 2019. Instalación de dimensiones variables compuesta de video HD (color y sonido), dibujo con tinta sobre papel y dos penachos. 212 x 180 x 21 cm cada penacho (bambú, caña, madera, cinta de plástico, papel y plumas)

  • Créditos

    Francisco Rojas y Carlos Coronel, bailarínes; Maestro Marcos Anderete, confección de penachos

Información del Proyecto

Reverencia. Serie Penachos, se trata de una instalación compuesta por un tocado tradicional mexicano, una coregorafía, una acción grabada en video y activaciones en vivo que retoman un baile tradicional llamado la Danza de los Quetzales.

Reverencia propone una reinterpretación del significado simbólico de los movimientos de la Danza de los Quetzales, así como una traducción de los elementos simbólicos del tocado mismo.

Durante la colaboración con un artesano dedicado a confeccionar estas prendas, la artista decidió eliminar los colores brillantes y los movimientos festivos del baile para enfocar el significado en la dualidad de sus terminos simbólicos. El resultado es un penacho en blanco y negro, y un nueva coreografía concentrada en un par de bailarines y en dos movimientos: la reverencia y el saludo a los cuatro puntos cardinales. La reverencia es el movimiento más significativo de esta danza, al inclinarse los bailarines se reconocen en su igualdad y celebran la diferencia.

Esta danza es uno de los pocos bailes ceremoniales que sobrevivieron a la cruzada de evangelización en Mesoamérica y aún se baila en la región Nahua-Totonaca ubicada entre los estados mexicanos de Puebla y Veracruz. Aunque hoy en día se realiza pocas veces para la apreciación del público, la prohibición religiosa no logró privarla de su carácter ritual.

En las culturas prehispánicas los colores tienen simbologías específicas, por esta razón el único tono que no pudo omitirse fue el color rojo, que representa la sangre y da vida al tocado.

Este proyecto establece también una conexión histórica con la manera en que  los gobiernos mexicanos presentaban la imagen de México en las ferias mundailes, construyendo un imaginario nacional a través de la representación de bailes tradicionales y vestimentas regionales “estilizadas”.

Reverencia se mostró por primera vez en The Armory Show’s 2019 Platform cuardo por Sally Tallant, en donde el punto de partida curatorial fue la conmemoración del 80 aniversario de la feria mundial de Nueva York de 1939.

 

Tres Columnas